Reconocen a tres enfermeras como veteranas de guerra

Posted on Actualizado enn

Las mujeres prestaron tareas en el Hospital Regional de Comodoro Rivadavia, donde atendieron a los heridos evacuados de las islas durante el conflicto bélico.
La Justicia reconoció a tres enfermeras como veteranas de guerra de Malvinas (VGM). Se trata de Isabel Puñalef, María Eliana Quilahuilque Levin y Rosa Estela Toro quienes prestaron tareas en el Hospital Regional de Comodoro Rivadavia, donde atendieron a los heridos evacuados de las islas durante el conflicto bélico.

La condición de VGM fue concedida por el juez Juan Fantini, titular del Juzgado Federal de la Seguridad Social 6, pese a que las enfermeras no son reconocidas por la autoridad de aplicación.

“Estas mujeres no figuran ni en un libro de historia; se las omitió y no formaron parte de los procesos de construcción de la memoria colectiva”, manifestó a Cadena 3 Alicia Panero, autora del libro “Mujeres Invisibles” acerca de las enfermeras e instrumentadoras quirúrgicas civiles que curaron a los soldados argentinos heridos en las batallas por las islas.

Sobre el fallo, Panero aseguró que “estas enfermeras se convirtieron en una familia de tránsito en donde se llevaron a los heridos a sus casas”: “El hospital se vio colapsado y desbordado por la cantidad de gente que llegaba”.

“Su rol, además de la parte médica, era la contención afectiva a los soldados, que volvían con frío, con hambre, golpeados, amputados o quemados”, explicó Panero.

Y agregó que las enfermeras, algunas a bordo del buque argentino Irízar, otras en una suerte de hospital ambulante en la ciudad patagónica de Comodoro Rivadavia y otras en centros militares, tenían alrededor de 25 años.

“Malvinas nos moviliza constantemente año a año. Uno recuerda cada acontecimiento y seguimos en contacto con los protagonistas”, dijo a Cadena 3 Patricia Gallardo que, al momento de la guerra tenía 18 años, era estudiante de enfermería y trabajaba en el Hospital de Puerto Belgrano.

“Es inevitable recordar y ver a esos compañeros que eran como hermanos para nosotras. Venían congelados y para ellos nosotras éramos la evocación de sus madres. La primera sopa caliente o una casa acogedora era sinónimo de sus madres”, indicó Gallardo y agregó que muchos jóvenes que permanecieron 70 días en trincheras con nieve y barro confesaron que pensaban en su madre.

El fallo no es definitivo y en su contestación de demanda el Ministerio de Defensa hizo “reserva de caso federal”: “Es el primer fallo que abarca a mujeres, seguramente va a ser apelado”, dijo Panero.

Fuente: Cadena3

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s